Seguro-Obligatorio-de-un-Auto-Nuevo

En todos los países la legislación vigente obliga a los conductores de vehículos a transitar en las calles con un seguro. Si analizamos las razones para tener un seguro obligatorio de un auto nuevo vemos que al ocurrir el siniestro las consecuencias físicas, y financieras pueden llegar a ser muy costosas. Lo que implicaría un desembolso económico de tal magnitud que no todos los automovilistas se encuentran en condiciones de afrontar. Tanto si se llegara a una instancia judicial o por las mismas reparaciones a los rodados involucrados en el hecho. A la hora de elegir un seguro para nuestro rorado tenemos que tener en cuenta principalmente el valor del propio seguro, luego ver que servicios adicionales pueden llegar a contener, y finalmente las alternativas de pagos que nos ofrecen las compañías aseguradoras. Las coberturas mínimas legales que todos los autos en circulación deben tener es la denominada de responsabilidad civil, ésta protección en sus tres niveles nos permitirán circular sin tener mayores contratiempos en caso de una inspección. La primer variables dentro de este seguro es la “emergente” es decir la cobertura frente a los daños hacia las personas involucradas tanto el titular del seguro como a los terceros y por supuesto a los rodados damnificados.

La siguiente variable es el perjuicio moral y psicológico que generalmente sufren los damnificados de un siniestro automovilístico. Y el último factor es más particular que los anteriores, que protege en los casos de que los rodados afectados por el siniestro sean la principal herramienta de trabajo del titular o el tercero involucrado. Las coberturas protegen contra la muerte, incapacidades permanentes, y todos los gastos médicos que pudieran ocurrir como los traslados, medicamentos, hospitalizaciones, cirugías, prótesis, implantes, gastos de rehabilitación, por nombrar algunos. Los titulares podrán pactar al contratar, una cobertura extra de accidentes personales, muy útiles en caso de producirse un siniestro y que no sea posible cobrar por ninguna vía las sumas de dinero reclamadas hacia el tercero implicado. Así mismo podrán hacer realizar las indemnizaciones quienes se encuentren debidamente contemplados en la póliza de seguros. Por lo tanto es sumamente importante contar con un seguro obligatorio de un auto nuevo para poder circular tranquilamente. Los requisitos al momento de contratar un seguro para el rodado consisten en presentar la documentación correspondiente a la cédula de identificación, carnet de conductor, patentes pagadas, inspecciones técnicas. Asimismo para el rodado objeto de la póliza de seguros se debe identificar fecha de fabricación, modelo, marca, medidas de seguridad (airbag, alarmas, etc.) tipos de neumáticos, entre otros. 

Con estos datos las compañías aseguradoras cotizaran un seguro obligatorio de un auto nuevo para ofrecernos. A demás de las protecciones y coberturas, las compañías aseguradoras también brindan distintos tipos de servicios y beneficios. Los asesoramientos legales y penales en los casos que correspondan, se designan un grupo de profesionales para orientar y aconsejar al titular para poder enfrentar un juicio o bien para gestionar los tramites extra judiciales en algunos casos. De igual manera también se puede ampliar las protecciones mínimas a fin de obtener un seguro mas completo. La cobertura por robo e incendio es una de las más utilizadas, debido a la alta tasa de hechos delictivos estamos propensos a esta clase de siniestros. Las compañías aseguradoras nos reintegraran el dinero en conceptos de reparación de las partes dañadas del rodado, como pueden ser los cristales, puertas, cerraduras y demás. En sus paginas web podemos encontrar los datos de contacto y las diferentes alternativas de pólizas para elegir la mas conveniente. Si deseas saber más podes ver pólizas de seguros para autos.